Conócenos mejor

" El Capítulo estudia, en términos espirituales, cómo estamos respondiendo a lo que el Señor nos pide y qué retos se nos plantean para los siguientes tres años.
¿cómo os organizáis?
Para poder atender a todas las necesidades de la mejor forma posible, es necesario que haya una organización. Imagínate: 300 personas de diferente edad y procedencia, con distintas necesidades de salud o de formación, repartidas por tantos sitios y en tan diferentes trabajos…

Cada tres años celebramos una reunión a la que asisten delegados de todas las zonas y tipos de trabajo. Se llama “Capítulo provincial”. Allí analizamos lo que se ha hecho, vemos lo que nos falta, programamos el futuro. El Capítulo estudia, en términos espirituales, cómo estamos respondiendo a lo que el Señor nos pide y qué retos se nos plantean para los siguientes tres años.

Una vez acordado ese programa de acción, se elige a uno de los religiosos para organizar las comunidades y actividades, y tomar las decisiones que considere pertinentes para llevar a cabo de la mejor manera posible ese plan de acción aprobado.

¿Sabías que las órdenes religiosas católicas son instituciones de las más antiguas regidas democráticamente? Pues sí. Aunque en nuestras elecciones no hay campañas, ni propaganda, ni mítines, ni promesas electorales. Todos votamos y a todos nos pueden votar. La mayor parte de las veces, el elegido ni se lo esperaba… ¿Te imaginas?

El elegido como nuevo “prior provincial” (ya ves que tiene un poco de todo: de gestor, de jefe, de hermano mayor, de persona que trata de los problemas personales de los demás, de responsable de decisiones ejecutivas…) presenta a quienes quiere que sean sus colaboradores directos, para que también sean (o no) aceptados por los reunidos en el Capítulo.

Luego está la vida ordinaria, pues el Capítulo no deja de ser un tiempo un tanto especial y extraordinario. En cada casa vivimos un mínimo de tres religiosos. Uno de ellos se encarga de organizar las tareas, los trabajos, de animar la vida espiritual, de velar para que todos estén bien atendidos, especialmente los enfermos y ancianos. Los miembros de cada comunidad dialogamos y discernimos cómo afrontar los retos que se nos presentan en una reunión llamada también ‑para variar‑ “capítulo”, en este caso “capítulo local”.


¿Cómo se llega a ser uno de vosotros?

CONÓCENOS MEJOR
- Y vosotros, ¿quiénes sois?
- De dónde habéis salido?
- ¿Cómo vivís?
- ¿Qué hacéis?
- ¿Dónde estáis?
- ¿Cómo os organizáis?
- ¿Cómo se llega a ser uno de vosotros?

- ¿Qué significa…? (Glosario)
- ¿Puedo hablar con alguno de vosotros?

- San Agustín