¡Oh Sabiduría!
17-12-2013 En 30 segundos
Oh Sabiduría, que brotaste de los labios del Altísimo, abarcando del uno al otro confín y ordenándolo todo con firmeza y suavidad, ven y muéstranos el camino de la salvación.

Siete días seguidos podremos admirarnos del misterio de la venida de Jesús al mundo para liberarnos de nuestros pecados y traernos el gozo de la salvación. Siete nombres precedidos cada uno de una admiración: ¡oh! Que la mente humana se abra al misterio y lo admire.

Jesús, escribe Benedicto XVI, es “la Sabiduría eterna que existe desde siempre, la Sabiduría que desciende y se crea una tienda entre nosotros; así, san Pablo puede describir a Cristo como "fuerza y sabiduría de Dios"; puede decir que Cristo se ha convertido para nosotros en "sabiduría de origen divino, justicia, santificación y redención" (1 Co1, 24.30). De la misma forma, san Pablo aclara que Cristo, al igual que la Sabiduría, puede ser rechazado sobre todo por los dominadores de este mundo (cf. 1 Co 2, 6-9)”.




¿Y tú que opinas?